HOY RECOMENDAMOS…


20/jun/2012


1) Dos invitadas de lujo en el Museo Sorolla


Crédito: MCU
Los retratos de Elena en la playa y María vestida de labradora valenciana podrán contemplarse en la pinacoteca madrileña


El Museo Sorolla va a contar  este verano con dos piezas invitadas de enorme importancia en la obra del pintor valenciano. Se trata de los retratos de sus dos hijas: Elena en la playa,  que podrá contemplarse durante los próximos tres meses y María vestida de labradora valenciana, que se exhibirá hasta el mes de mayo de 2013 .

María Vestida de labradora valenciana, realizado en 1906, es uno de los retratos más extraordinarios y audaces del pintor realizado en el exterior. María aparece vestida con el traje típico de labradora valenciana y situada debajo de un árbol, en penumbra, otorgando así el protagonismo a la frondosa y sugerente vegetación  iluminada por el sol. Sorolla al referirse a esta obra en una carta a su amigo Pedro Gil Moreno de Mora, futuro comprador del cuadro, lo describe como “una sensación de luz” en la que está trabajando para la exposición de la Galería Georges Petit de París.

Elena Sorolla en la playa está dominada por el color azul del mar y del vestido de la joven, blanco teñido de azul por efecto de la luz del atardecer y del reflejo del agua. Pintado en 1909, se ha considerado siempre como la pareja de la obra Paseo a orillas del Mar, en el que aparecen Clotilde y María, las otras dos mujeres de la familia Sorolla, paseando por la misma playa. Ambos cuadros no se habían expuesto juntos desde las exposiciones de Chicago y Sant Louis celebradas en 1911.

El Museo ha programado unas visitas explicativas de las obras durante el mes de julio a las 12 de la mañana, sin necesidad de reserva previa


2) Participa en una excavación arqueológica.


Yacimiento Els Altamiris
Crédito: Arqueologos
ElsAltimiris busca financiación

Un equipo de investigación arqueológica de la Universidad de Barcelona, dirigido por la profesora Marta Sancho, busca financiación para la salvaguarda de un yacimiento arqueológico prepirenaico que se ha quedado sin la financiación necesaria para continuar con sus campañas arqueológicas. A cambio de mecenazgo ofrecen actividades, visitas guiadas y participación directa en la excavación arqueológica con comidas y alojamiento incluidos para los que ayuden con una aportación económica. Móntate un plan de fin de semana inolvidable mientras ayudas a un proyecto de investigación universitaria! Además, tu nombre quedará incluido en los agradecimientos y publicaciones venideras. 

En el año 2004 un grupo de investigadores encabezados por la arqueóloga Marta Sancho localizaron un poblado altomedieval en la sierra del Montsec. Durante estos últimos años se han llevado a cabo una serie de campañas arqueológicas que han revelado un asentamiento de características excepcionales tanto por su ubicación como por sus dimensiones y cronología (siglos V-IX). Este año, a sólo dos meses del inicio de la excavación, nos encontramos sin fondos de financiación para poder realizar la campaña, justamente en un momento clave de nuestra investigación: la apertura de la necrópolis.
Este asentamiento corresponde a los siglos más desconocidos de nuestra historia, el período situado entre la desintegración del imperio romano a finales del siglo V de nuestra era y el inicio del proceso de feudalización, alrededor del año 1000. El asentamiento, conocido como «Els Altimiris», se encuentra situado en uno de los contrafuertes de la cara norte del Montsec, flanqueado por riscos que se precipitan sobre el desfiladero de Montrebei.

Los resultados obtenidos en los últimos años confirman la existencia de una iglesia paleocristiana de características únicas en su entorno, junto con numerosos espacios de hábitat y un interesante trabajo de la piedra, con cisternas globulares excavadas en la roca destinadas al almacenamiento de agua potable.
La presente campaña* se desarrollará durante la segunda mitad del mes de julio e irá orientada a la localización y excavación de una posible necrópolis situada en la zona sur de la iglesia. El hallazgo de diversos enterramientos durante las últimas campañas nos hace pensar en un espacio funerario en esta zona próxima al muro meridional del templo.

Así mismo, el proyecto incluye la posibilidad de abrir las puertas del yacimiento a todos aquellos colaboradores/as que se impliquen en su mecenazgo, con distintos grados de participación que van des de la visita guiada al yacimiento hasta la participación en el proceso de excavación.

Este proyecto va dirigido a todas aquellas personas interesadas en el mundo de la historia y la arqueología, que quieran disfrutar de una experiencia única en el entorno excepcional que ofrece el espacio de interés natural del desfiladero de Montrebei.

(*) Este proyecto arqueológico cuenta con el aval científico de la Universitat de Barcelona y con el correspondiente permiso del Departament de Cultura.